Gov. Jerry Brown today announced a budget plan that, if approved by the Legislature, would slash public spending by $12.5 billion. The governor's proposed budget includes a cut of $500 million from the University of California's budget, as well as a cut of $500 million from the California State University system. The scope of these cuts is of grave concern to everyone who cares about higher education in California.

Given the severity of the state's budget crisis, the outcome of the governor's recommendation remains to be seen, but we must prepare next year's budget on the assumption that the governor's proposal will be approved. UC President Mark Yudof has asked each campus to outline how they would take the proposed cuts by March 1.

Thanks to the leadership of Campus Provost/Executive Vice Chancellor Alison Galloway, our campus has established a framework for priority setting that includes an effective campuswide consultation process. That process will now begin in earnest. You can expect to hear regular updates from CP/EVC Galloway.

There's no doubt that additional cuts will cause additional pain. I plan to lobby our representatives in Sacramento tirelessly on behalf of our campus and higher education, in general. I hope you will join me in those efforts, as your active involvement makes an enormous difference.

This proposed cut to UC accelerates a pattern of disinvestment in higher education by the state. As a campus, we have weathered deep cuts before, always managing to preserve the integrity of this beloved institution. Our collective efforts are essential to our ability to make these reductions without eroding our accessibility, distinctiveness, and excellence.

 


Para: La Comunidad de la Universidad

De parte de: Chancellor Blumenthal

Sobre: El anuncio presupuestario del Gobernador

El gobernador Jerry Brown, hoy anunció un plan presupuestal que, si es aprobado por la Asamblea Legislativa, reduciría el gasto público por $12.5 mil millones dólares. La propuesta del gobernador incluye un recorte presupuestal de $500 millones de dólares de la Universidad de California, así como un recorte de $500 millones al sistema de las Universidades Estatales de California.  Los recortes propuestos son de gran preocupación para todos a quien le importa la calidad de educación en nuestro estado. 

Considerando la gravedad de la crisis presupuestaria del estado, el resultado de la recomendación del gobernador todavía esta inseguro, pero hay que preparar el presupuesto del año próximo en el supuesto de que la propuesta del gobernador será aprobada. El  Presidente de la UC, Mark Yudof,  ha pedido a cada campus que delineen la forma en que tomarían los recortes presupuestales y responden a él, el 1 de marzo.

Gracias al liderazgo del Campus Provost/Executive Vice Chancellor Alison Galloway, nuestro campus ha establecido un marco para el establecimiento de prioridades que incluye un proceso eficaz de consultar a todo el campus. Ese proceso comenzará ahora en serio. Usted puede esperar a escuchar periódicamente actualizaciones de la CP/EVC Galloway.

No hay duda de que los recortes adicionales causen dolor adicional. Mi plan es presionar a nuestros representantes en Sacramento incansablemente en nombre de nuestra universidad y educación universitaria en general. Espero que nos unamos en esos esfuerzos, porque su activa participación podrá hacer una diferencia enorme.

Este recorte presupuestal a la UC acelera la falta de inversión a la educación por parte del Estado.  En el pasado hemos sobrevivido cortes profundos como estos, y fue posible preservar la integridad de nuestra querida institución.  Nuestros esfuerzos colectivos son esenciales para nuestra capacidad de hacer estas reducciones sin perder nuestra accesibilidad, el carácter distintivo y la excelencia.